Contáctenos al +598 2409-6456

Panificadora de la Unión Fiesta de Oro cerro sus puertas


Patronal anti sindical en La Unión

POR EXPROPIACION y FUNCIONAMIENTO por ESTADO Y TRABAJADORES de EMPRENDIMIENTOS que CIERRAN.

Panificadora de la Unión Fiesta de Oro cerro sus puertas semanas atrás dejando desocupados a decenas de trabajadores en respuesta a que organizaron un Comité de Empresa, integrándose a la Mesa del Pan , que centraliza a los sindicatos de las panificadoras, y reclamaron ante el MTSS aumentos semestrales y salarios vacacionales adeudados, entre otros créditos laborales. Los trabajadores se negaron a disolver la organización sindical, condición puesta por la empresa para mantener productivo el emprendimiento- Los despidos – previo al cierre – se elevaron a 55 trabajadores.

El Secretariado Ejecutivo del Pit-Cnt negocio despidos en el MTSS, el que será abonado en 10 cuotas. No ha sido una salida equitativa, para nada, cuando decenas de trabajadores marchan a la desocupación al resolver constituirse como organización sindical. Los empresarios sancionan la legítima decisión de los trabajadores de organizarse en el sindicato. El mensaje social que se envía es que si los trabajadores se organizan, algunos empresarios, se guardan el derecho – sin consecuencias – de despedirlos y cerrar el emprendimiento. Probablemente para correr a abrir el mismo rubro, u otro negocio, donde aplicar la misma estrategia represiva. Así como cualquier persona que delinque, el Estado elabora su foja de antecedentes, el Estado debe desenvolver iniciativas que impidan utilizar el poder de la propiedad para fines represivos, despidos arbitrarios masivos, junto a desarticulación de las organizaciones de la clase trabajadora.

En el Parlamento deambula un proyecto para crear un fondo denominado de insolvencia patronal. Es decir, para cuando despidos continuados con cierres se acompañan con el no pago de adeudos a los trabajadores. De aprobarse el proyecto, será un logro, aunque deja sin resolver el punto quizás mas grave: el cierre de la fuente laboral y la consecuente desocupación. El Pit Cnt negocia las cuotas en que se va a pagar el despido, pero no evita la más grave de las secuelas. Entonces, hay que abordar este asunto exigiendo que emprendimiento que cierra debe mostrar que lo hace por inviabilidad económico- financiera. La panificadora Fiesta de Oro fue clausurada por una decisión antidemocrática, represiva, fascista.

Proponemos que el Pit Cnt y los trabajadores – en este en caso similares – consideren mantener el funcionamiento del emprendimiento por los trabajadores organizados junto al Estado. Resulta inaceptable admitir la vigencia de cierres empresariales como medio represivo. No es posible tratar a delincuentes sociales como empresarios responsables, igualando para abajo las conquistas sociales de la clase, como es el derecho al trabajo, absoluta condición para la propia vida individual y familiar. Nuestra propuesta procura ir a la raíz del problema: preservar tanto el derecho y vigencia plena de la organización independiente de la clase trabajadora , como también garantizar el derecho al trabajo seguro, de calidad, con pago salarial en fecha, con absoluto respeto por los derechos políticos de los trabajador@s. La patronal de Fiesta contribuyo a aumentar el porcentaje de trabajadores que buscan trabajo, muchos, sin encontrarlo.